Hacer lo propio

La fiebre de los mensajes despidiendo el año ha invadido mis redes sociales. Quizás porque para muchos ha sido un año dificil, complicado, odiado. Había ganas de despedir 2016. De mandarlo a tomar viento ¿Debería hacer lo propio?

Poseídos por un halo de superstición, igual que mandamos un año a la mierda nos vemos obligados a completar el ejercicio redactando los buenos propósitos para el próximo año. Otros tantos se suman a esto en mis redes sociales. ¿Debería hacer lo propio?

La otra mitad de mi red social comparte, en paralelo, el argumento de Antonio Gramsci, “Odio el año nuevo” escrito hace un siglo. No podemos negarle lógica al argumento de Gramsci, pero no diré eso delante de mi madre. Ella no me perdonaría que me convirtiese en un hater de la fecha en la que me dio a luz. Así que Gramsci, chico, te pregunto: ¿debería hacer lo propio?

Para mi 2016 ha sido un año duro, sin duda alguna. Pero también ha sido el año en que me he casado con la mujer más inteligente que he conocido nunca. Y el año que supe que voy a ser padre, algo que está a punto de ocurrir. Profesionalmente ha sido emocionante con momentos como éste, éste y éste. ¿Negar 2016 teniendo en cuenta esto? Me ponéis muy difícil “hacer lo propio”.

Y luego tenemos en la puerta a 2017. A éste todo el mundo le ríe la gracia sólo por el hecho de aparecer, como el amigo que llega tarde pero trae el vino. No soy de ejercicios irracionales, así que me cuesta poner en manos de un desconocido todas las ilusiones. ¿Qué sé yo de este tipo llamado 2017? He conocido a treinta seis como como él y no todos han sido amables. Como decía aquella ballena que caía en picado¿Me tratará bien? ¿Se mostrará amistoso conmigo?” Siendo lógicos, qué complicado es hacer lo propio.

De lo poco que ha salido bien en estos últimos años, nada ha tenido que ver con hacer lo propio. Por eso creo que voy a reservarme mi lista de los “objetivos” para este año. Ya es bastante duro rendir cuentas conmigo mismo. ¿Y todo lo demás? Que fluya.

En resumen, disculpadme si lo más propio que hago en este texto es, sencillamente, desearos un feliz año nuevo. Y suerte, mucha suerte.

 

Consejos para no mantener un blog profesional …y todo lo contrario

Manos sobre MacBook Pro, café y cámara de fotos

Estamos a punto de terminar un año más y, como suele ser costumbre, me repito a mi mismo la promesa de dedicar más tiempo al blog el próximo año.

¿Cuántas veces me habré dicho a mi mismo ésto y no lo he cumplido? Peor aún, lo he dejado por escrito y lo he prometido a aquellos que dedicáis unos minutos de vuestro tiempo pasándoos por aquí y, finalmente, no lo he ofrecido. Eso es lo que llevo peor. Soy Pedro y este es mi lobo.

Argumentos sólidos para no mantener un blog profesional a día de hoy.

Ojo, no quiero que os prestéis a confusión. Corporativamente hablando, un blog es necesario. Si tienes una empresa, es prácticamente una obligación mantener un blog para canalizar tu mensaje, tu identidad, tu actividad, tus productos y noticias. Pero, seamos honestos: cuando uno mismo es una “empresa con patas” el asunto se complica. Es una sencilla cuestión de tiempo y recursos. Y, desde un enfoque estrictamente eficiente, exiten argumentos sólidos a día de hoy para no mantener un blog si eres freelancer:

El infinito bucle de reaprendizaje y reciclado.

Las tecnologías y los métodos de producción digital no paran de evolucionar y esto absorve todo nuestro poco tiempo libre. La vida de freelancer es dura y hay que estar a todas para poder competir en un mercado feroz, para poder ser la alternativa que busca tu cliente. Por lo tanto, hay que medir los esfuerzos: dedicar esa hora libre a estudiar un nuevo framework de desarrollo front-end o escribir un artículo que no tienes muy claro si aportará algo a nadie ¿Qué es más necesario para uno mismo?

Demasiada autocrítica.

Cuando tienes un blog enfocado a tu profesión, la tendencia propia será la autocrítica —a menos que seas un descerebrado o no leas a otros profesionales. Lo normal es que te preguntes ¿para qué escribir algo de lo que ya se ha escrito? Porque, créeme, ya se habrá escrito, con total seguridad. ¿Para qué dedicar horas en redactar algo que con toda seguridad alguien ha explicado antes y con toda probabilidad mucho mejor que yo?

La conversación está en otra parte.

Twitter es una gran herramienta para canalizar la conversación y para compartir ideas y experiencias profesionales. Comienza a ser tendencia los “hilos de Twitter” donde un usuario agrupa un conjunto de ideas en un bloque de tuits. Y, por supuesto, los #hashtag son un gran recurso para llevar lejos el mensaje. También Facebook comienza a ser interesante con los grupos, públicos y privados, donde se reúnen los profesionales para compartir ideas, recursos y consultas técnicas.

SEO.

Existe una tendencia actual que apunta hacia cierto menosprecio sobre la labor de SEO. En mi caso, al provenir de una escuela más antigua, entiendo la propuesta de valor de este ejercicio —reconozco que no es mi especialidad— y sé a ciencia cierta la dificultad que supone. Teniendo en cuenta lo que comentaba en el punto anterior sobre la conversación multicanal ¿realmente merece la pena el esfuerzo si no contamos con el suficiente tiempo para ello?

Excusas geniales para mantener un blog profesional a día de hoy.

No nos engañemos, a pesar de los racionales argumentos que acabo de citar para dejar de mantener un blog profesional cuando eres freelancer, lo cierto es que hay algo en nuestro interior que nos empuja a volver a este lugar.

El infinito bucle de reaprendizaje y reciclado.

Quizás deberíamos mantener un blog (personal y profesional) por el simple hecho de que necesitamos una hoja propia donde ir anotando los descubrimientos que hacemos. Y luego, con el tiempo, releerlas y redescubrirnos. Averiguar en qué hemos acertado y en qué no. Una herramienta para medir si hemos conseguido determinados objetivos o nos hemos desviado demasiado.

Demasiada autocrítica.

Quizás no tenga mucho sentido. Probablemente alguien habrá dicho algo similar y mucho mejor, sin duda. El verdadero ejercicio consiste en hallar qué es lo que hace única nuestra historia, ya sea simplemente la manera de contarla.

La conversación está en otra parte.

Es cierto que la conversación se diluye en los múltiples canales, quizás por eso necesitemos tener un sitio donde montar y recopilar todas las piezas que componen nuestras ideas. Nuevas herramientas como Medium han surgido porque sigue vigente esta necesidad. Por lo tanto, si concedemos a nuestras ideas el valor que se merecen, deberíamos tener un espacio exclusivo y único para ellas.

SEO.

No es algo que nos deba preocupar. Será divertido jugar un poco con las herramientas para mejorar el SEO, sin embargo no debe ser nuestra prioridad si no es nuestro campo y teniendo en cuenta los recursos (tiempo) con los que contamos. Cuando el SEO sea algo vital en nuestro proyecto déjate de rollos y contrata con un auténtico profesional SEO que te ayude.

Concluyendo.

A partir de ahora no pienso amenazar más con la llegada del lobo. No es necesario. Acabo de comprender que el lobo soy yo.

Señor Lobo Pulp Fiction
Señor Lobo

Rat Blogs Pack

ratblogspack

Desde hace aproximadamente una semana tengo el honor de pertenecer y participar en el anillo de blogs Rat Blogs Pack. Es norma escribir un artículo sobre ello, así que allá voy.

Realmente no participo en dicho anillo de blogs por los méritos de éste blog personal (que si los hubiere, no son significativos). Mi invitación parte por la labor de administrador de flapa, blog que ya previamente pertenecía al grupo. Esto no es motivo, ni mucho menos, para dejar de hacer una mención especial a titulo personal en este blog sobre la acogida.

De cara al postureo, la foto con el fotocol lleno de marcas y promotores y demás politiqueo, quizás hubiera sido más inteligente, coherente (o ambas cosas) que un diseñador acabara en otro tipo de anillo de blogs. Sin embargo, yo siempre preferí pertenecer en principio a un grupo de sinvergüenzas con sentido del humor. Gracias a todos 🙂

Para hacer efectivo al 100% esta reseña y otras que han de venir, durante los próximos días la sección enlaces de éste sitio crecerá con los blogs mencionados.

CSS con humor

Cuando manejas un lenguaje específico o técnico y, además, trabajas con gente con un grandísimo sentido del humor, salen propuestas que te sacan una sonrisa. Una de ella es float:center; como nueva propiedad a CSS.

Muchos nos hemos preguntado alguna vez por qué estas propiedades no existen en CSS (quizás tras algunas tediosas horas de maquetación en las que no sale el resultado deseado). Pero si lo pensamos fríamente, son valores redundantes. Flotas algo (o grupo de algos) a la derecha o a la izquierda. Y centras con mágenes laterales. Sin prentender entrar en un debate técnico, prosigo con el humor de este post que es a lo que yo venía. Float:center; es algo que soltamos con humor en nuestras conversaciones. Otra nueva opción que queremos proponeros sería:

#selector{display:poco;}

#menu{display:poco 60%;}

Agregar la propiedad “poco” a opciones de disposición para ocultar o transparentar cajas. Sería confuso al principio porque aquí hablamos del 60% de poco (transparencia). Es decir, un 40% de mucho (opacidad). Pero si le cogiste el rollo a las flotaciones, esto está hecho.

En castellano

#menu{
ancho:300px;
alto:130px;
margen: 10 auto;
fuente: Arial, Helvetica, sin-serifa 0.7em gorda;
texto-adornado:subrayado;
flotacion:izquierda;
interlineado:0.9em;
espacio-entre-letritas:0,3em;
disponer:poco 60%;
}

Aunque CSS se cimenta en un inglés básico de las montañas, nosotros queremos apostar por la comunidad hispana en el mundo del diseño web. Así que queremos que os unáis para proponer CSS en castellano:

Seguro que a vosotros se os ocurren algunas más ¿Alguna propuesta? 🙂

Raices

Autoretrato de Hermenegildo Rodríguez Sutilo

Autoretrato de Hermenegildo Rodríguez Sutilo

Las posibilidades de Internet me llevaron hace unos 6 años a investigar sobre mis raices. Al principio con un poco de recelo por el contenido poco fidedigno que pudiera encontrar en la red. Para mi sorpresa no tuve que ahondar demasiado para conocer un poco sobre el pasado familiar.

El apellido Sutilo me dio las pistas para hallar al que fuera mi tio-abuelo: Hermenegildo Rodríguez Sutilo, quien para mi sorpresa fue un pintor con cierta repercusión en Nerva (zona con importante historia artística).

Seguí investigando y hallé, esta vez en Sevilla, a Soledad V. Sutilo, la que supuse una prima lejana. Me puse en contacto con ella porque Soledad, al igual que yo, también diseña. En concreto su especialidad es el diseño de personajes. También pude hallar en mis búsquedas a Cristina Sutilo, de la que no tengo duda alguna ya que es mi prima (actualmente campeona de España Junior en 50 Metros Libre en Natación).

Se ve que los Sutilo son pocos. De hecho en España hay 71 Sutilo, especialmente concentrados en las provincias Huelva y Sevilla.

La verdad es que teniendo presente estos datos que acabo de narrar, estoy muy orgulloso de representar como primer resultado las búsquedas de este apellido. Si algún Sutilo llega a esta página, que no dude en contactar conmigo 🙂

¿Y mis imágenes?

404

Fotografía de Yukon White Light

Estoy reestructurando el blog y optimizando la organización de las imágenes. Es posible que durante unos días los artículos no muestren las imágenes asociadas. Bueno, un mal menor teniendo como siempre la audencia actual y pensando en que realmente lo importante son los enlaces. Sepan molestar las diculpas 🙂

Actualización (febrero, 2009): Tras el rediseño del sitio web, ya se ha reestablecido la situación de las imágenes del blog 🙂

Vacaciones Santillana

I nedd some vacations

Fotografía de Alvarock

Casi dos meses sin publicar deja una huella importante en el blog. Por suerte el daño es menor pues siempre nos quedará Paris, y por supuesto Ateneu Popular, Vecindad Gráfica, Cosas Visuales, Criterion, MotionGrapher, NiceFuckingGraphics ó Smashing Magazine —no necesariamente en ese orden aunque el alfabético sea casi un estándar—, sitios donde se pueden encontrar enlaces de muchísimo interés.

Ahora que estamos en verano, me he pillado mi particular versión de los cuadernos de repaso Santillana (¡esos niños de los 80’s que levanten la mano!) 🙂 Es una metáfora, evidentemente. Tengo algunas asignaturas pendientes, como finiquitar el diseño y promoción de un proyecto personal (del que ya comentaré). Hace mucho calor y queda mucho por hacer 🙂

Actualización (febrero, 2009): 8 meses después he cumplido mi promesa respecto al rediseño de éste sitio web y finalmente os hablé de aquel proyecto pendiente.

Vida de diseñador

Ponga un diseñador gráfico en su vida

Fotografía de cesarastudillo

Me ha hecho muchísima gracia la recopilación de frases que definen la vida del diseñador (o creativo en general) que ha publicado elBarbon de NiceFuckingGraphics. Me quedo con algunos puntos (que modifico sensiblemente para adaptarlos a las circunstancias) con los que me identifico bastante.

  • El café y la coca-cola no son caprichos, son herramientas.
  • Vacaciones significa “tiempo para dormir”.
  • Puedes mirar fijamente a alguien a los ojos y asentir sin escuchar una sola palabra.
  • Pierdes las llaves de tu casa, la cartera, etc… por una semana y no te das cuenta.
  • Compensas combinando desayuno, comida y cena en una gran comida
  • Tu novia(o) odia a tu ordenador.
  • Te das cuenta inmediatamente que existe un producto nuevo en la papelería.
  • Alguien alguna vez te dijo “perezoso” y quisiste asesinarlo.
  • Puedes animar un proyecto en Director, Flash, colorearlo con Freehand o Ilustrator y ponerlo en una página web… pero no sabes usar Excel (y el Word lo justo).
  • No importa que tu diseño roce la perfección, siempre habrá alguien que pone alguna objeción.

Cómo invertir en felicidad

Happy Spaceman

Ilustración de Network Osaka

Si quieres comprar felicidad harás mejor invirtiendo en una experiencia en vez de en una cosa. Eso es porque cosas como un coche, ropa nueva o un gadget novedoso se desgastan o se rompen con el paso del tiempo mientras que una experiencia, como ir a las Galápagos o un buen concierto, sólo mejorarán con el tiempo.

Kevin Kelly, autor y fundador de Wired.

(Vía Microsiervos que a su vez lo encontró en Chiquiworld)

Tiempo libre

Every year is getting shorter, never seem to find the time

Fotografía de monkeyc.net

—La verdad es que cuando ya he repasado todas las actualizaciones de los princiaples 60 blogs que tengo sindicados en mi google reader, cuando ya he comentado en los post que más me han interesado, cuando ya he leido y respondido a todos los nuevos e-mails que me han llegado a Gmail, cuando he eliminado el spam, cuando ya he actualizado mi Twitter, cuando ya he hecho pin de mi blog en Bitacoras.com, cuando ya he subido mis nuevas fotografías a mi espacio de Flickr, cuando ya he repasado las actualizaciones de mis grupos en Flickr, cuando ya he actualizado mi Twitter, cuando he consultado mi Google Docs para repasar los guiones para los sketchs que vamos a filmar este fin de semana, cuando ya he diseñado los fotomontajes y viñetas para los próximos diez post, cuando ya he finalizado las animaciones del nuevo cortometraje, cuando ya he acabado ese par de diseños en photoshop pendientes, cuando ya he actualizado mi Twitter, cuando ya he maquetado ese nuevo módulo para mi Wordpress, cuando ya he actualizado mi Twitter, cuando ya he hablado con algún colega por skype, cuando ya he visto todas las peliculas y series que me he descargado recientemente y cuando ya he atendido a mi esparcimiento y ocio con todo lo relacionado con el MundoReal®, la verdad es que sí que me aburro un poco.