Saltar al contenido →

Menudo liOS 7

iBaby

iBaby by Aaron Coe

Domingo de publicación y, como podéis ver por el título del post, estoy que me salgo. Tengo hoy más chispa que la Coca Cola. Pero no preocupa, pues mi pésimo chiste quizás esté a la altura del nuevo diseño de interfaz de iOS en su séptima versión.

Antes de nada, aclarar que esto no es el típico post de fanboy indignado que se viene a encontrar estos días por los diferentes blogs especializados. Reconozco que la mayoría de mi equipamiento es de Apple. No por la manzana, sino porque básicamente es el sistema operativo donde, tras más de una década dedicado a ello, he comprobado que funciona mejor el software de Adobe, que es mi principal herramienta de trabajo. En ese sentido, si el software de Adobe funcionase mejor en una tostadora, me habría pillado una buena tostadora, de las que caben rebanada maxi. Básicamente con esto os presento mi no fanatismo, mi practicidad. He trabajado con Windows, Mac OS y Ubuntu mucho tiempo. Allí donde funciona lo que necesito es adonde acudo. Apple es quien más satisfacciones me ha dado hasta ahora.

En ese sentido, extrapolé mi experiencia de OS X y por ello aposté por un smartphone con iOS. Estaba contento con mi iphone (versión 4, adquirido a finales de 2010, aún sigue peleón) a pesar de ser consciente de sus limitaciones. Para la creación de sitios web responsive tengo otros dispositivos para testear. Un Samsung Galaxy S2, por ejemplo. Blanco, estilo cani. Si me das una gorra ya sólo tengo que ponerme un tema de Haze en el smartphone. Y, sinceramente, el androide es bastante mejor que el iphone en rendimiento (no en usabilidad, sin embargo). Pero oye, una cosa es el trabajo y otra la amistad. Y el iphone ha sido un buen colega que me ha acompañado en vacaciones, conciertos y momentos muy cerveceros. Le perdonaba sus momentos tontos… Hasta que desde la propia Apple le han pegado una patada al cacharro.

Con iOS 7 lo han dejado sensiblemente más lento. Si le das caña, se acaba notando. Pero bueno, con un poco de cintura, uno pasa la mano, aunque me ha quedado claro el mensaje de Apple: para ellos soy un usuario “viejo” y ya no quieren nada conmigo. Lo que es imperdonable es el diseño de interfaz. Inconsistencias a lo largo de todo el sistema además de un diseño ridículo, infantil, para los iconos. Igualmente, en algunos momentos no sabes si estás en las pantallas de configuración de tu iphone o es que has acabado de alguna manera extraña usando el nuevo Microsoft Word con la nueva y minimalista línea que se marca ahora el señor Gates. Dicen las malas lenguas que Gates se quedó sin pintura porque todo el color lo gastó en la interfaz metro.

Como viene a decir el tumblr que enlazo a continuación, nos gustan tanto los productos de Apple que la única manera de seguir apostando por ellos, como consumidores, pasa por lanzar un bofetón para decirles qué están haciendo mal. En el enlace, pantallas concretas sobre tal asunto.

Published in Sin categoría